Autohormonación

Muchas personas trans deciden autohormonarse por varias razones, las más comunes son:

  • No conocer el circuito médico de acceso a la Unidad de Género
  • No tener regulada la documentación sanitaria
  • Querer conseguir resultados en el menor tiempo posible
  • Haberse negado a pasar obligadas/os por un informe médido de disforia de género en la unidad de salud mental

Las mujeres trans son las que tienen mayor facilidad a la hora de acceder sin receta médica a las hormonas, dejándose aconsejar unas a otras sobre cómo administrarse éstos fármacos y que dosis utilizar.

Es importante entender que cada persona tiene unas necesidades distintas, se valorará según edad, condiciones físicas, historial médico, etc.

Tu tratamiento hormonal debería ser personalizado y controlado por tu endocrino/a periódicamente para así analizar tus niveles y no poner en riesgo tu salud.

Debes entender que:

  • Las hormonas pueden producir efectos secundarios negativos para tu salud
  • Las hormonas puedes ser contraproducentes según tu estilo de vida, hábitos y combinación con otro tipo de fármacos
  • Si superas la dosis que te corresponde podrían producir efectos secundarios opuestos

Aunque lleves tiempo hormonándote por tu cuenta, nunca es tarde para pedir cita en la unidad de género y recibir atención sanitaria personalizada. Ganarás en calidad de vida, seguridad y resultados.

Si tienes alguna duda sobre cómo acceder a la Unidad de Género para regular tu tratamiento hormonal, escríbenos y te ayudaremos transitam@transitam.org

WhatsApp chat